Hablemos de Blues: Stevie Ray Vaughan

2

En una década como los 80’s, donde la música fue volviéndose más electrónica con el gran crecimiento del pop, apareció desde Texas un sujeto con jeans, sombrero y botas de vaquero que llevaba colgada en su pecho una Fender Stratocaster del 59′ a la que llamaba “Number One”.
Con un ritmo endemoniado de blues fusionado con rock and roll, “SRV” volvió locos a todos los amantes de la guitarra eléctrica, y encendió el género que parecía desaparecer entre los sonidos futuristas de la década.

Stevie Ray Vaughan y su característica guitarra “Number One”

Siempre lo caracterizó su ritmo desenfrenado, su fuerte manera de tocar y su impecable manejo del show, Stevie lo dejaba todo sobre el escenario.

Primeros años

Comenzó con la guitarra a los siete años y desde ese momento no se detuvo. Formó parte de distintas bandas durante los 70’s, y estando en “The Cobras” hasta 1977.

En 1978 creó la banda “Doble Trouble” que lo llevaría al estrellato y que sería la responsable de revivir el blues durante los 80.

Double Trouble

En 1982 alcanzó la popularidad al presentarse en el festival de jazz de Montreux, una presentación que quedó para la historia de la música por lo fuerte que sonaba la banda y la energía que transmitía Stevie Ray Vaughan en el escenario, (te recomiendo ir a ver este show, que puedes encontrar aquí), aquella noche marcó un antes y un después en la carrera del guitarrista.

SRV en el festival de jazz en Montreux. 1982

En 1983 lanza su primer disco con Double trouble titulado “Texas Flood” siendo este un álbum popular de blues, algo que no ocurría desde hace 20 años, Stevie Ray Vaughan había puesto en oídos de todos el blues nuevamente. El álbum posee algunos de sus más clásicos temas como “Pride and Joy” y “Couldn’t stand the water”.

La portada del disco fue diseñada por el ilustrador Brad Holland

Stevie Ray y su importancia para el Blues.

Pero bien, teniendo una pequeña biografía de SRV, pasemos a algunos puntos importantes para entender lo que era y por qué significa tanto para el blues.

Una de las claves era su increíble ritmo para tocar, casi toda su carrera tocó con un bajo y una batería, la capacidad rítmica que poseía le permitía llenar totalmente las canciones, y es que sus solos también tenían el característico ritmo “shuffle”, donde parecía que jamás dejaba de manejar la canción a su antojo.

No es conocido por ser el guitarrista más virtuoso en cuanto técnica y limpieza, porque claramente no lo necesitaba, su estilo era sucio, las cuerdas debían sonar al ser rasgadas, (todas sus guitarras tenían el golpeador destrozado debido a la rudeza con la que tocaba) su música debía sonar así, a blues verdadero, a pasión y feeling.

Su peculiar forma de vestir y manera de adueñarse del escenario hacían que sus presentaciones en vivo fuesen una experiencia inolvidable, con solos donde toca con la guitarra en la espalda, mientras las cuerdas están rotas o hasta poniendo la guitarra en el suelo, la capacidad de manejarlo todo eran impresionantes.

Aquí algunos datos sobre éste mítico guitarrista Stevie Ray Vaughan:

  • El calibre de sus cuerdas, usaba la primera en 0.13.
  • Amante de Fender, la mayoría de sus guitarras pertenecían a esta marca
  • Participó en el disco “Let’s Dance” de David Bowie

Repertorio Musical

• Texas Flood

• Cold Shot

• Look a little sister

• Mary had a little lamb

• Pride and Joy

• Lenny

Luego de que escuches Stevie Ray Vaughan tu vida cambiara, recuerda que es el padre de muchos y si te gusta el blues escuchar a este tipo te guiara por el buen camino. Ademas de este peculiar guitarrista hemos creado una lista de los grandes guitarristas de la historia la cual podría interesarte.

Espero que te haya gustado este post y nunca dejes de oír al gran SRV, si no lo conocías, pues ¡ve ahora mismo a reproducir sus canciones!

Ricky Rocha

Ricky Rocha es un escritor y guitarrista apasionado, amante de la música y el fútbol.

2 Comments

Deja una respuesta

Your email address will not be published.

Previous Story

Reseña del album ‘Shapeshifting’ por Joe Satriani

Next Story

John Mayer “Sob Rock”, nuevo álbum como en los viejos tiempos